by Stefan Muth - Flickr

¿Qué es exactamente un coach? ¿Es realmente necesario? Muchos actores no lo tienen claro y les asaltan las dudas: ¿En qué se diferencian sus sesiones con las clases de una escuela de interpretación?

Otros actores ya han probado el coaching y, de ellos, hay a quien le ha servido de mucha ayuda y hay a quien no tanto, posiblemente por no saber elegir adecuadamente.

En este post te contamos todo lo que debes tener en cuenta a la hora de decidir si necesitas sesiones de coaching o no, y qué debes tener en cuenta a la hora de elegir el coach correcto para no arrepentirte después o hacer un gasto innecesario. ¡Sigue leyendo!

¿Cuál es su papel?

El coach para actores es una persona cualificada que te entrena e instruye con el objetivo de que consigas alguna meta o desarrolles alguna habilidad específica. Hay que dejar muy claro que el coach no te dirige, sino que te guía para que encuentres los elementos o pistas que dan sentido a tu trabajo y te hacen mejorar en el aspecto interpretativo concreto que necesitas. Esta persona es, como si dijéramos, una llave que abre todo tu potencial y hace que tú mismo descubras cómo enseñarlo.

¿Cuáles son los beneficios que obtienes al trabajar con ellos?

  • Reconoce tus posibilidades

Potencial y talento no es lo mismo. Tengas más o menos talento, lo que a él le importa es el hecho de que tengas potencial para aprender y llegar a un nivel más alto. Hay gente que nace con un talento especial y hay gente que nace con menos, pero con mucha pasión por la interpretación y que puede ser enseñado, aunque a un ritmo más lento. Un coach debe ser honesto y saber con lo que va a trabajar. Si crees que por alguna razón el que elegiste no cree lo suficiente en ti, no sigas malgastando el dinero y cambia por otro de inmediato.

  • Te ayuda a mejorar

Una vez que la confianza entre los dos se ha establecido, el coach te facilita las herramientas necesarias para ayudarte a mejorar como actor y te motiva para que creas en ti mismo y desarrolles tus habilidades.

  • Te exige

Un buen coach nunca deja de forzarte poco a poco para explotar todas las posibilidades de las que eres capaz y que no te vuelvas cómodo, cambiando siempre hacia nuevos objetivos a medida que avanzas. Puede que a veces te sientas algo presionado, pero es por tu bien y el resultado merece la pena.

En definitiva, el coach te reta, te apoya, te ilumina, te anima, expande tus limitaciones, trabaja tu confianza y te ayuda a afrontar los retos de la industria.

¿Qué tipo de servicios ofrece?

Existen coaches que atienden cualquier tipo de demanda pero, ¡cuidado!, deberás pensar muy bien lo que necesitas, puesto que aunque uno sea muy bueno ofreciendo un servicio, no lo será para otro. Estos son ejemplos de sus especialidades:

  • Sesiones de interpretación/master classes: Su objetivo principal es depurar la técnica actoral. Su rango puede llegar a ser muy amplio, centrándose en las necesidades del alumno: trabajo de escenas y monólogos, improvisaciones, eliminación de bloqueos, desarrollo de la creatividad, la concentración o la técnica vocal, entre otros muchos. Algunos se centran en una metodología concreta. Eso sí, para ello debes tener una cosa clara: es esencial hacer primero varios años de clases de interpretación grupales en una escuela, pues son mucho más económicas y te darán la base para que puedas profundizar con tu coach más adelante en el aspecto que te interese más o que veas que necesitas una especial atención. Por eso, estas sesiones son ideales para actores profesionales que buscan mejorar ciertos aspectos de su interpretación, y suelen ser intensivas de un fin de semana o varias tardes.
  • Preparación y apoyo para un determinado proyecto: Si estás grabando alguna escena para tu videobook o necesitas preparar cualquier otro proyecto, el coach te ayudará a que quede todo perfecto.
  • Coach de doblaje: Además de reforzar la lectura a primera vista, ayuda al actor en técnicas vocales y de respiración, sincronización con la imagen y la interpretación que conlleva.
  • Trabajar acentos: Tanto si un actor necesita afinar el acento neutro o actuar con acento extranjero en un momento dado, se puede encontrar con dificultades, pues en ciertas situaciones puede estar más pendiente de la correcta  pronunciación que de la interpretación, y esto puede hacerle incapaz de llegar a la profundidad y a la emoción requerida por el director para su complejo personaje. Un coach especializado ayudará al actor a interiorizar el texto de tal manera que no tenga que pensar más en el acento.
  • Castings: Ideal para quien se le haya dado un guion para una prueba y se sienta más cómodo trabajándolo con un coach. En caso de necesitarlo te puede, además, ayudar con el resto de partes que se afrontan en el casting, como la presentación ante la cámara, los perfiles, etc.
  • Preparación para la entrada en escuelas de arte dramático: Es algo que se lleva mucho en EEUU, y no tanto en España. Uno especializado te debería preparar para las diferentes pruebas, desde el formulario de solicitud, la selección de monólogos o la entrevista.
  • Otros: Como puedes ver, te puede ayudar en multitud de situaciones. Elige muy bien el tuyo para que te ayude acorde con las necesidades.

¡No vale cualquiera!

Un error común es creer que cualquier actor con experiencia puede ser coach. El conocimiento no hace al profesor, y un actor muy bueno puede no ser capaz de transmitir con eficacia o sacar a la luz tu potencial.

Entonces, ¿cuáles son las cualidades de un buen coach?

  • Un coach debe estar cualificado y tener experiencia
  • El coach siente pasión por su trabajo y la comparte contigo
  • Te conoce bien
  • Planifica contigo tu evolución
  • No se asusta, se decepciona o se ríe por las preguntas que le haces, y mucho menos te grita por haber hecho algo mal. Todo lo contrario, te ayuda en cada paso, incluida tu confusión.

Por último… ¿es mejor un coach o una escuela?

Aunque las sesiones de coaching pueden ser tanto individuales como colectivas, la mayoría de los actores suelen preferir lo primero, porque así se crea un plan de acción totalmente personalizado.

El coaching en grupo está indicado para reforzar algún proyecto muy específico, como la futura grabación de un cortometraje independiente, por poner un ejemplo. Para el trabajo de base, es totalmente necesario dar clases colectivas regulares en una escuela, pues es necesario interactuar y reaccionar con otros, y con una sola persona nunca lo podrás hacer de manera efectiva.

En definitiva, no utilices el coaching como una sustitución a las clases de interpretación, sino como un complemento. Nuestra recomendación es que tengas una base primero y al coach le contrates después para un objetivo concreto o trabajos puntuales.

En Premiere Actors disponemos de servicio de coaching. Contacta con nosotros si necesitas más información, y estaremos encantados de ayudarte.

¿Qué experiencias buenas y malas has tenido al trabajar con coaches? Déjanos un comentario más abajo y cuéntanos las dudas que tengas. ¡Las respondemos todas!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

error: Este contenido está protegido.